4 CARACTERÍSTICAS QUE BUSCAN LAS NUEVAS GENERACIONES ANTES DE RENTAR

*Texto extraído de ‘El futuro del Real Estate’, escrito por Carlos Muñoz 4S.

No hay que ser un experto en temas de desarrollo inmobiliario para observar que la oferta de vivienda en renta en México y Latinoamérica está pulverizada en pequeños arrendadores, muchos de los cuales realizan su actividad fuera de la formalidad. Esto le ha restado atractivo a la vivienda en renta porque generalmente implica propiedades con poco mantenimiento y donde el arrendador no está involucrado con los problemas que en ellas ocurre. No obstante, la nueva generación quiere soluciones de vivienda llave en mano donde se olvide de las preocupaciones que traen aparejadas las viviendas. Quiere saber que a una llamada (o a un clic) de distancia, tiene todos los servicios requeridos para resolver su vida.

Para la vida de viajes y experiencias que espera la Generación Y, se requiere de la llegada de nuevos arrendadores profesionales. Sofisticados al nivel de prácticas internacionales, pero acordes con las costumbres locales y en costos accesibles para las nuevas generaciones.

Si uno busca generalizar las preferencias de una generación es probable que termine con predicciones diametralmente equivocadas. Sobre todo cuando el tamaño de la nueva generación provoca tantas tribus con visiones particulares de vida.

Por ello, la idea de esta sección no es sintetizar la mente de una generación completa, sino, simplemente, presentar los puntos en los que hay un definitivo contraste con la previa Generación X. En estos puntos se da la mayor divergencia de la nueva generación que perfila el futuro:

– Caminabilidad (Walkability): valoran la ubicación, pero no solamente por su precio inherente, sino por su dimensión urbana. La habilidad que tenga una ubicación para que una persona se pueda desplazar caminando o en bicicleta será de enorme valor. En este sentido, están dispuestos a sacrificar área del inmueble, lo cual refleja una clara distinción con la anterior generación, que estaba motivada por obtener mayores espacios privativos.

Ubicaciones urbanas: prefieren vivir en el centro de todo. Hemos tenido varias veces esta discusión en eventos sobre la motivación. ¿Es realmente una preferencia deseada o una respuesta a las condiciones de tráfico que hoy ya agobian aun a ciudades medianas? Esto es especialmente relevante para nuestras ciudades latinoamericanas, en las que el tráfico se ha adueñado de las calles. Sea cual fuere el origen, el sueño del inmueble suburbano ha decaído.

– Exigencia en el diseño: la nueva generación es la primera en recorrer un proceso de compra digital expuesto a muchos diferentes medios. Antes de una decisión importante —como la de elegir un inmueble— ya se acercó a mirar tendencias e incluso hizo sus tableros de ideas en plataformas como Houzz o Pinterest. Esto provoca que esta nueva generación sea mucho más incisiva en temas de diseño. Buscará que cualquier compra esté al nivel de lo mejor del diseño internacional.


– Sharing economy: la tecnología también ha hecho del compartir una moda glamorosa. Desde compartir un vehículo con Uber o rentar bicicletas y equipo deportivo con spinster, hoy compartir es sinónimo de logro (cuando antes era sinónimo de incapacidad financiera). Este cambio es fundamental porque abre posibilidades enormes de compartir recursos en un proyecto. Le dará interés a la vida en comunidad y los conjuntos habitacionales. Los proyectos que mejor uso hagan de la economía del compartir podrán dar más valor a sus metros cuadrados.

– Autenticidad: cada compra de esta nueva generación no puede tratarse solamente de disponibilidad, precio o calidad. Debe haber algo más allá. En ese sentido, aprecian las historias auténticas detrás de un producto, su propósito o valores. La nueva generación prefiere comprar algo con profundidad emocional que simplemente encontrar el mejor costo-beneficio. Una compra tan importante como la de un inmueble hablará mucho tiempo de ellos, por lo que deberá contar la historia correcta.

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas